miércoles, 2 de agosto de 2006

Coche de juguete a Hidrógeno



Ya se vende un coche de juguete, cuyo motor funciona con hidrógeno. Se complementa con una estacioncita de carga de combustible, que extrae Hidrógeno del agua mediante la energía obtenida de un panel solar.
Lo ha creado Horizon Fuel Technologies, y cuesta 80$.
Cuando el vehículo se conecta a la estación de repostaje, un pequeño globo de 15 cm que hay dentro del coche se llena lentamente. Con el depósito lleno, el coche arranca y corre durante 4 minutos. El gas nunca arde; y cualquiera que intente recrear el desastre del Hindenburg se sentirá decepcionado por la insignificante cantidad de gas que emplea el juguete.
Horizon tiene grandes planes para esta tecnología. Wankewycz comentó que está trabajando en formas para mejorar la eficiencia de las pilas de combustible, de modo que puedan ser usadas para aportar energía a teléfonos móviles, ordenadores portátiles y finalmente a vehículos y familias.

Aún así, lo que vale para un juguete no está más cerca de poder ser usado en vehículos de tamaño real. Por ejemplo, es extremadamente caro, comentó Daniel Nocera, profesor de química del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) y uno de los investigadores punteros en el mundo en la exploración del empleo de la luz solar para la extracción de hidrógeno del agua:
“Existen tecnologías para separar el agua mediante células solares. [...] Aún no son viables desde el punto de vista comercial como para decir que se va a proceder a un aumento de escala o a su comercialización por una compañía energética, hoy por hoy no tengo demasiada fe en que esto suceda”.