jueves, 21 de diciembre de 2006

Ciencia, Ficción y Rock'n'Roll

Sin duda, mi escritor favorito de ciencia ficción es Robert A. Heinlein (curiosamente, también lo es para el resto de los escritores de ciencia ficción).

Entre las múltiples joyas que tiene Heinlein, siempre me gustó "La luna es una cruel amante". Narra la historia de la guerra de independencia de la Luna, supuestamente una colonia de la Tierra y, como siempre, lo hace con maestría.

Pero, ¿qué es lo que más me llamó la atención de "La Luna.."? Creo que es la primera novela de Ciencia-Ficción en la que se habla de una red de ordenadores a escala planetaria, con terminales en todas partes, ... Recuerda un poco a la Internet, aunque debo admitir que el modelo es algo más centralizado (aunque si de Microsoft dependiera...se iban a acabar los estándares internacionales, la gratuidad de los contenidos, ...)

Es curioso que la Internet no haya aparecido apenas en la imaginación de los escritores de ciencia ficción (más preocupados por la anti-gravedad, los viajes espaciales, ...) salvo en honrrosas excepciones.

Os recomiendo encarecidamente que leáis "La luna..." ... si sois capaces de conseguirla en español.

Otra novela muy interesante, de otro muy interesante escritor, es "Playa de acero", de John Varley. Varley, que se reconoce un incondicional de Heinlein, escribió "playa de acero" como una secuela de "La luna..." pero con su toque algo más cínico y divertido que el de Heinlein. En este caso la red global es inteligente, se llama Mike (como la de Heinlein) y controla hasta la caries de los habitantes de la Luna.

Entre ambas novelas (una de 1966 y la otra de 1992) existe un tercer autor que escribió un libreto para una opera rock que nunca se llegó a terminar. Se trataba de "The Lifehouse chronicles" y su autor era el genial e irrepetible Pete Townshend (lider de los Who).

La historia de las operas rock la inició el propio Pete Townshend en el año 1966 (para que luego digan que los Beatles lo inventaron todo) y se trataba de una mini-historia contada en una canción de 12 minutos bastante divertida llamada "A quick one (while he's away)" [algo así como "Uno rapidito (mientras él está fuera)"].


Poco después los Who asombraron al mundo con Tommy (una opera rock como la definió el propio Townshend, que acuñó el término). Tras el éxito de Tommy, a Townshend se le ocurrió la historia de "The lifehouse chronicles" . Se podría resumir así:

El mundo está interconectado con una red llamada "The Grid" (eso es ser un visionario). La contaminación atmosférica y el tremendo avance de la tecnología han convertido el mundo en un lugar en el que las personas están aisladas prácticamente entre si y que intercambia experiencias a través del grid (un emule de sentimientos y emociones, supongo). Todo controlado por algo así como un gran hermano que lo controla todo. The lifehouse es un pequeño local en los subterráneos de Londres donde un joven está iniciando una revolución a través de la musica. En esa sala se toca una música subersiva y que sólo se puede experimentar en la sala y no a través de experiencias virtuales.

La opera rock no se llevó a cabo por diversas razones pero de la idea original salieron algunas canciones (por ejemplo Won't get fooled again o Baba O'Reilly que son las sintonías, curiosamente, de CSI Miami y CSI Nueva York). El disco no se llamó Lifehouse sino "Who's next" (1971), y está considerado uno de los mejores discos de la historia (para mi el mejor de los Who).

Respecto a las especulaciones de Heinlein, Varley y Townshend, creo que su mayor equivocación fue pensar que todo estaría centralizado. Afortunadamente algunos otros visionarios como Richard Stallman han conseguido que el mundo hable "Free"