lunes, 5 de marzo de 2007

Cámara estenopeica con una Réflex

Una cámara estenopeica es una caja oscura en la que se ha hecho un agujero en un lado y que se usa ese agujero como "objetivo", es decir, que forma una imagen en el otro lado de la caja. Es alucinante que sólo por tener un agujero se forme una imagen, jugar con la luz no cansa...
No me voy a extender en cómo se hace el estenopo, si queréis más detalles sobre el tamaño que debe tener el agujero, cómo hacerlo con un determinado tamaño (agujas), los límites de la difracción, tiempos de exposición, etc, os recomiendo el magnífico paquete compuesto por un libro de fotografías estenopeicas:


"Por un agujero"
y el magnífico: "Cuadernillo de Fotografía pobre"



Lo que quiero contaros hoy es cómo hacer una cámara estenopeica con una cámara Réflex. Esto permite hacer hasta 36 fotos sin tener que ir al laboratorio entre foto y foto, y permite hacer mediciones en lugar de probar empiricamente la exposición.
La idea es usar un adaptador de montura T a una bayoneta de nuestra cámara (que son muy baratos 18 o 20€), y usando dos cartulinas con un agujero en el centro y entre las dos cartulinas un papel de aluminio, pegándolas al adaptador de montura T, tenemos un "objetivo" intercambiable con estenopo para usar con la cámara. En mi caso uso una Nikon F100 y la medición puntual o ponderada al centro de la cámara.










Se pinta todo de negro, y por dentro he puestro una tira de fieltro negro (de una manta de avión) para evitar que entre luz que no sea por el estenopo. Recomiendo usar cinta aislante negra para fijar la cartulina al adaptador.